Tour de Flandes 2016 (parte I)

sportograf-74489765_lowres

Te has enterado? Atentado bomba en el aeropuerto de Bruselas! Más de 30 personas muertas y más de 300 heridos! No me jodas!! Y otro atentado en el metro! Y disparos en la estación de tren de Amsterdam, y algo ha pasado también en Rotterdam ….

Así de movida empezaba la semana previa a la marcha. Nervios, preocupación y mucha incertidumbre. El gobierno belga cierra las fronteras y el aeropuerto de Bruselas, justo dónde debería llegar el grupo desde Madrid, está destrozado y cerrado. Las dudas nos envuelven y las familias empiezan a dudar de si será buena idea ir ahora a correr en bici por allí.

El jueves 31, justo el día antes de la salida prevista, el aeropuerto sigue cerrado y el pesimismo se apodera del grupo. Intentamos comunicarnos por todos los medios con la compañía aérea (llamamos sin parar al número en España, al número belga, llamamos a Barajas, lo intentamos por mail, por Twitter,…). Nada, no nos saben decir si los vuelos se mantendrán o si cambiarán de hora, de aeropuerto de destino o simplemente serán cancelados como muchos otros. A estas horas, la furgoneta que tiene que llevar – de madrugada – al grupo de Valencia a Madrid sigue reservada y el vuelo todavía sin confirmar.

Miramos la web y nuestros temores se confirman. El vuelo que salía de Madrid el viernes 1 de abril y que llegaba a Bruselas a las 8:30 de la mañana, ahora llega a Lieja… a las 11 de la noche!!

Llegar a las 11 a Lieja, dos horas y pico al hotel, cenar, montar las bicis… nos acostamos a las 3 de la mañana y sin los dorsales. Y la carrera es a las 7! Imposible, no podemos. Y la palabra “resignación” aparece por primera vez en nuestras mentes.

Nos ponemos a buscar alternativas. Y si cambiamos el vuelo? Qué otros vuelos hay? Podemos salir desde Barcelona. Hay un vuelo desde Alicante que llega a Amsterdam. Y si nos vamos en coche? Calla loco! Pues no vamos y ya. Hay otro vuelo desde Madrid pero también llega súper tarde…

Demasiada improvisación. Sufrimos la primera baja. Son diferentes causas las que se juntan en una persona del equipo, y todo este lío ha sido la gota que ha colmado el vaso. La cabeza no está para ir y uno de los ciclistas prefiere no tomar riesgos. Entendible pero nos debes una salida y de las buenas 😉

Lo tenemos!! Hay un vuelo que sale de Barcelona y llega a Amsterdam. Los horarios pueden cuadrar y los precios no se disparan demasiado. Pinta bien! Vamos!!

Jose gestiona la cancelación de los vuelos con Brussels Airlines. Hay que reconocer que la compañía ha puesto todo de su parte para minimizar los problemas, estas desgracias nos afectan a todos. También nos han contestado con Twitter (que es de agradecer) pero ya están cancelados los vuelos, nos devuelven la pasta. También está gestionado el cambio de la furgoneta para ir a Barcelona en lugar de Madrid. Qué hacemos, compramos los nuevos vuelos?

El equipo no se decide. Es la primera vez en muchos días que los mensajes de whatsap han perdido las risas. Tanto nervio en las últimas 24 horas, los cambios, la incertidumbre… la cabeza empieza a decir que no, que ya no vale la pena ir.

Mensajes de ánimo arriba y abajo, me escribe Dani, me escribe Jose… no lo ven, a la próxima me dicen. Creo que nunca en mi vida había derrochado tanto optimismo como en estos días. Claro que vamos! Cómo no vamos a ir con todo lo que nos ha costado!!?? Poco a poco los voy convenciendo pero por dentro pienso “por favor que no pase nada y no haya sido todo una señal para no ir…”.

Los compran! Con dos cojones! Esa misma madrugada Dani, Pablo, Jose y Aina saldrán dirección Barcelona para coger un vuelo a primera hora de la mañana que les llevará a Amsterdam. Daniela y yo iremos a buscarlos al aeropuerto con la furgo que hemos alquilado, y de ahí directos a por los dorsales.

10:15 de la mañana. Daniela y yo llegamos al aeropuerto. Acaban de aterrizar y están esperando a que salgan las bicicletas por el cinturón correspondiente al equipaje especial. Ya han salido dos bici, pero la tercera, la de Jose, no aparece. Pasan los minutos, lentos.

Dani aparece por la puerta de la terminal y nos informa. La bici de Jose no sale, no nos saben decir nada. Toca esperar y pasan las horas. Hablamos con equipaje perdido, llamamos a Barajas, a la compañía aérea, al aeropuerto… nadie sabe nada. Nos falta una bicicleta.

Impresionante la actitud de Jose en todo momento, en ningún momento pierde la sonrisa. No sé cómo estaría yo si mi bici no aparece. Bueno, sí lo sé…

Son las 14 y todavía seguimos esperando en el aeropuerto de Amsterdam. Estamos a dos horas del hotel en Bélgica y los dorsales cierran a las 19. Ha llegado el momento de tomar una decisión: nos vamos sin la bici. Pensemos alternativas.

Por qué no alquilamos una bicicleta para Jose? Se puede? Dónde? Daniela y su iPhone se encargan de buscarnos una tienda (bueno, algo así) que nos alquila una bicicleta de la talla que toca en Rotterdam. Vamos!

No es una Orca pero vamos, puede valer. Tenemos bici pero los pedales no sirven jajaja A estas alturas nada ni nadie nos va a detener. Ni siquiera que la única tienda de bicicletas (donde comprar unas calas Shimano) esté cerrada. Para eso están Pablo y Jose que, con más cara que espalda, entran en casa del dueño de la tienda y, tras pagar 20 eurazos, salen con las calas en la mano, qué tíos!! Ahora sí… nos vamos a Bélgica!!

Ya no llegamos a por los dorsales, ya iremos mañana antes de la marcha. Ahora toca montar las bicis, cenar lo que sea por aquí cerca (habéis intentado cenar en Bélgica a las 11 de la noche? Al final pasta congelada en un barucho) e intentar descansar algo en un hostal muy (pero muy muy) cutre. Mañana a las 6 abajo para desayunar.

       

About The Author

Leave A Comment

Recent Posts

 
Road to Mallorca IM parte II : la prueba
En esta segunda parte Josep nos relata lo acaecido durante el transcurso de la prueba y los días posteriores a ella. SWIM : Me puse para salir en 1:10-1:20 por recomendación de Jose. En piscina no había sido capaz de hacer los 3000m sin parar en 1h, pero yo confié en el e hice lo
Road to Mallorca IM parte I
  Estas próximas dos entradas que van a acontecer en el blog resistentia tratan sobre Josep Balanyà, chico de 23 años de edad que ha preparado el Ironaman Mallorca en Alemania en la más absoluta soledad y con las dificultades que entraña el debutar en el triatlón. Como entrenador destacar su cabezonería, disciplina y ganas
Vuelta al cole
  La llegada del Otoño es inminente y con ella los objetivos de la segunda parte de la temporada. Finalización de circuitos btt, Ironmans de Otoño, medias distancias, medias maratones e incluso Maratón. Es el momento de la temporada en el que se nota quién ha estado trabajando durante el verano o ha estado sacrificándose
Tour de Flandes (parte II)
No está siendo un año fácil. El traslado a Holanda, los constantes viajes que se solapan (en Enero estuve casi dos semanas en Asia y prácticamente cada semana estoy cogiendo uno o dos aviones), estar constantemente fuera de mi rutina, no poder salir todos los sábado de forma continuada, tener dificultades para poder comer todos
Tour de Flandes 2016 (parte I)
Te has enterado? Atentado bomba en el aeropuerto de Bruselas! Más de 30 personas muertas y más de 300 heridos! No me jodas!! Y otro atentado en el metro! Y disparos en la estación de tren de Amsterdam, y algo ha pasado también en Rotterdam …. Así de movida empezaba la semana previa a la
Sevilla tiene un color especial
Esta nueva entrada pertenece a Paz luque, una de esas superatletas que compaginan un trabajo que le obliga a viajar y variar mucho los horarios con la preparación de una maratón. En este caso Paz nos cuenta su experiencia en el proceso y consecución de la maratón de sevilla. “La temporada 2015-2016 se presentaba con